Mi médula es tuya #retounmillon ¡Hazte donante de médula!

Hace un par de meses me enteré a través de las redes sociales de la historia de Pablo. Un joven valiente que lucha contra una terrible enfermedad: la leucemia. Aquel video me estremeció, me encogió el alma… Tentada estuve de compartirlo en mis redes sociales por inercia. Por suerte su historia me calo ó hondo, me hizo detenerme y pensar en qué podía hacer yo antes de simplemente compartir su historia. ¡Tenía que hacer algo más que sólo compartir aquel video! ¡Tenía que hacerme donante de médula!

La historia de Pablo se ha viralizado, seguro que la mayoría de vosotros ya la habréis visto, y muchas, muchísimas, han sido las personas cercanas que la compartieron en sus redes sociales. Yo también quería compartirla, cuanto más alcance tuviera su historia mucho mejor. Pero desde este momento tuve claro que también quería aportar mi granito de arena, no me quería conformar con compartirla, quería hacer algo más y así he hecho.

Rápidamente me empapé de todo lo relacionado con la donación de médula. Desterré de mi mente algunas creencias erróneas que no sé porqué motivo habían llegado a mi cabeza. Me informé bien sobre el tema. Leí mucho. Hablé con gente que ya lo había hecho para resolver todas mis dudas. Y, todo ello, siguiendo muy de cerca la historia de Pablo en redes; su optimismo y su fuerza son absolutamente indescriptibles. Transmite tanta fuerza…

Y ayer fue mi día. Ayer, 9 de noviembre de 2016, fui al hospital para hacerme las prueblas para ser donante de médula. Una simple análitica que ha hecho que ya esté inscrita en REDMO (Registro de Donantes de Médula Ósea) Aún no soy donante, mi medula aún no ha podido ayudar a nadie, pero ya está disponible por si surge un receptor compatible conmigo. Así de sencillo. Un paso sencillo pero que para mí ha significado mucho. Y ahora es cuando por fin puedo compartir la historia de Pablo sintiendo que de verdad estoy ayudando.

Justamente hoy Pablo ingresa para ser sometido a un nuevo transplante de médula. Como él mucha gente lucha a diario contra esta terrible enfermedad, una enfermedad que puede arrebatarnos lo más preciado que tenemos, la vida. Y desde aquí le mando toda la energía del mundo para que por fin este sea el final de su lucha y pueda disfrutar como merece de la vida. ¡Vamos Pablo!

Y, como muchos os imaginaréis, también he querido contárselo a mis hijas. Ellas me preguntarón sorprendidas cuando les conté que tenía que ir al hospital. ¿Por qué mami? ¿Te pasa algo? Cuando vuelva os cuento, les dije. Y así hice. A mi vuelta fue el momento perfecto para contarles lo que me habían hecho, una simple analítica, solo eso pero, lo más importante fue explicarles porqué lo había hecho. Ojalá dentro de poco también pueda contarles que me han llamado porque hay un receptor compatible. Cruzaré los dedos.

Mi inscripción en el registro de donantes va por Pablo, pero no sólo va por él. Va por todos. Por lo que ya lucharon, por los que están luchando y por los que, por desgracia, tendrán que luchar. Y ojalá me llamen pronto porque será la mejor noticia que pueda recibir, os lo aseguro. Regalar vida a quien más lo necesita es sin duda un gran regalo para el que lo recibe pero también para el que lo da. Y todo es mucho más sencillo de lo que parece, os lo aseguro.

Si después de leerme te animas a sumarte a #retounmillon, aquí puedes hacer todos los trámites e informarte. Cuantos más seamos mucho más facil será encontrar una compatibilidad para todos los que luchan y lucharán. ¿Te animas a hacerte donante de médula?

6 comentarios

  1. Ya conocía a Pablo… Como sabes el cáncer nos ha golpeado fuerte en casa hace poco. Toda mi admiración y gratitud por este gesto tuyo.

  2. Ojalá dentro de poco pueda contarte que una parte de mí ha ayudado a alguien. ¡Un beso muy fuerte Sonia!

  3. Enhorabuena por lo que has hecho y gracias por contarlo,eres un gran ejemplo,y espero que a Pablo le vaya genial

  4. Coonoci la historia de Pablo porque el marido de una amiga tiene leucemia y compartió la historia. Desde entonces he estado informandome, pero prefiero esperar a dejar de lactar para hacerlo, igual que lo de ser donante de sangre que también quiero hacerlo.Por tu parte me parece una actitud muy valiente, yo no sé si de no haber tenido el caso tan de cerca, lo hubiera hecho. Eres un gran ejemplo.

  5. ¡Muchas gracias! Ojalá pronto pueda contaros que han encontrado a una persona compatible conmigo y así pueda ayudar de verdad 🙂

  6. El proceso es mucho más sencillo de los que parece y cuantos más seamos más posibilidades hay de encontrar compatibilidades. No podía compartir su historia sin más, tenía que hacer algo más, y así hice. ¡Mil gracias!

Deja un comentario